mi bebé tiene seis meses

Medio año conociéndonos

Mi bebé tiene seis meses y no, no está siendo fácil. Y si me escuchara mi madre decir esto me diría ¡niña, no digas eso! La sociedad está creada para decir lo que tenemos que decir y no lo que sentimos, pero como este es mi blog, esta mi experiencia y a mi me gusta siempre decir la verdad, voy a contarte las cosas como son. 

MI BEBÉ TIENE SEIS MESES

Manuel cumplió hace dos días el medio año (que lejos queda nuestro primer día juntos) y, aunque está precioso y nos regala unas sonrisas enormes, también es lo que se dice un niño inquieto, intenso y curioso. Todo lo quiere tocar, todo lo quiere ver, no puede estar un ratito tranquilo. Hay días agobiantes y otros un poquito menos. 

Todos tenemos en nuestra cabeza la imagen de un niño tranquilo, sosegado, con mejillas sonrosadas y que mira al infinito con una sonrisa. Bueno, puede que existan. Pero el mío no es así. Y hay días que me gustaría la idea del niño sonrosado y tranquilo. Pero el otro día hablando con una amiga me hizo ver las cosas de forma distinta; ¿no te alegras de haber tenido un niño con ganas de vida, de descubrir, de moverse, de aprender? Y sí, me encanta como es mi hijo, pero si durmiera un poquito más… Bueno, yo sería un poco más persona.

Llamadme inocente, pero creo que las películas y la literatura me hicieron imaginar la maternidad de una forma que no es. Es maravillosa. Es increíble. La necesito. Pero también es cansada. Puede que pierdas la paciencia. Y hay días que solo tienes ganas de llorar y que llegue la hora de dormir. 

PUEDES ESTAR CANSADA ¡NO PASA NADA!

Y no pasa nada por decirlo (estoy dejando de sentirme culpable por esto). Hasta que no he entendido que puedes estar cansada, que puedes estar (un poquito) harta, que hay días que son muy complicados… Hasta que no he aceptado que estos días existen en la maternidad, no he empezado a disfrutar de ella. 

He empezado el post queriendo hablar de los logros de mi niño en estos seis meses y solo he hablado de como me siento. Te debo un post del estilo cosas que hace mi niño y cosas que “debería” hacer.

¿Cómo es tu pequeño? ¿Tu también tienes días agotadores? ¿Consejos para esos días?


¿Quieres recibir todo lo que escribo? ¡Dime tu correo!

Nada de spam ;)

19 comentarios en “Medio año conociéndonos

  1. Feliz cumple mes Manuel!! Mi peque también es muy inquieto y solo quiere que lo mantengas sentado o en brazos para cotillear mundo, le falta aprender a mantenerse sentado. Tranquila que días malos y agobiados pasamos todas, yo lo he notado mucho este último mes de mi vuelta al trabajo donde me voy a trabajar cansada por dormir levantandome 3 veces en la noche y llego del trabajo y me esperan y hay días que está más irritado que otros,pero pienso venga que pronto se pasa. En fin Arantxa te solté una buena

    1. Erika, estamos más o menos en la misma etapa así que viene bien saber que no estoy sola en el mundo brazos-lloro-mequejo. Como tu dices, hay que pensar que son unas semanas y luego pasará… ¡espero! ¡Un abrazo!

  2. Felicidades por ese medio añito!
    Mira, mi hijo era dormilón y tranquilo, pero estaba siempre en la teta, despierto y dormido, sobre esa edad recuerdo como hacía pis con él enganchado, hacía sus purés con él en brazos…
    Fue muy duro! Días de rezar porque llegara ya mi marido y llamarle 1h antes para preguntar cuanto le quedaba, desesperante no poder ni ducharme. Si encima es inquieto, peor. Cada vez duermen menos.
    Con el gateo liberé algo mis brazos y espalda, pero hay que preparar bien el ambiente para no morir del susto con las travesuras, ahí yo creo vas a notar un cambio. Pero que no te engañen, cada etapa tiene sus cosas maravillosas, pero siempre es agotador, cuando no por una cosa es por otra, no es fácil, pero luego les miras y están tan bonitos, risueños e inquietos que te dices: lo estoy haciendo bien, has descrito un bebé sano, fuerte y despierto, tras algo así hay una madre extenuada y feliz (casi siempre)

    1. Me quedo con tu última frase, aunque hay días que está tan quejica que me pregunto ¿qué le pasa a este niño? ¿es feliz? Yo creo que ellos tienen su personalidad desde que nacen y son así: inquietos, con ganas de aprender, poco pacientes… Igual con el tiempo cambian un poquito, pero el carácter es ese. Y oye ¡se parece a su padre y a mi! :) ¡Un abrazo!

  3. Aixxx guapi!! cómo te entiendo!!! el otro día, estaba saturadísima. Después de 3 semanas con ella las 24 horas, estaba más que agotada. La pequeñaja es intensa, parlanchina, movida, y mil cosas más. Sinceramente, me gusta como es, curiosa y divertida, pero sí, yo también me saturo, también tengo momentos en que quiero que deje la teta, que sea más independiente, que tenga más palabras que mamá. Porque sí, ella dice muchas cosas, pero su palabra principal es mamá. Mamá mira, mamá (y me toca si no le hago caso), gritando mamá, porque se ha caído, o mamá porque alguien le ha dicho algo, mamá, porque se enfada, mamá porque me busca, mamá porque simplemente quiere que la mire y le sonría. En fin… hoy es mi primer día de trabajo y el otro día renegaba, quería que llegara el día de hoy, tener mis momentos para mi, estar algo más separada, no estar todo el día con la teta fuera y qué pasa hoy???? pues que la echo de menos, que me ha llamado el papi por la mañana y se ha puesto al teléfono para decirme mamá y se me ha roto el alma por no estar con ella, porque sí, cuando estamos todo el día con ellos es para matarlos, pero luego se echan de menos, porque tengo ganas de que me gaste el nombre, de que me persiga, de que me pida de comer, dormir o simplemente estar en mis brazos para que le dé mimos.

    Muchos ánimos!

    1. Ay, que bonito. Yo no sé si voy a empezar pronto a trabajar pero creo que sí y echaré de menos tenerle a mi lado las 24 horas. También nosotras somos pesadas. Seguro que les achuchamos, cogemos y besamos mil veces y algunas (solo algunas) ellos querrían estar más tranquilos. Las 24 horas del día se hacen pesadas muchas veces, pero menos se echan de menos jiji ¡Un abrazo y ánimo preciosa!

  4. A veces los niños son muy intensos. Yo hay días que a las ocho de la mañana ya estoy que me llevan los demonios. Son los clarooscuros de la maternidad, que como bien dices no es todo sonrisas y unicornios cagando arcoiris. Hay también cansancio, agotamiento, falta de paciencia y frustración. Pero esto no queda bien en los anuncios de pañales!!! Ánimo y felicidades al peque!

    1. Me ha encantado lo de que no queda bien en los anuncios de pañales. Yo también hay días que a las diez de la mañana digo ¿aún las diez de la mañana? Y luego me siento culpable por querer que pase rápido el día. ¡Que difícil ser madre! ¡Un abrazo!

  5. Pues felicidades por los seis meses del pequeñin, yo tengo mi baby de dos meses y la verdad estoy muy desesperada, no duerme casi nada por la noche y solo llora y llora y la verdad estoy muy cansada, hay días que no puedo ni bañarme y si voy a hacer pis lo hago como de rayo, esto es frustrante y más porque no sabes que hacer cuando llora desconsolado y piensas que le duele algo pero no ,no tiene nada solo ganas de que lo traiga uno en brazos y es cansadisimo, y al llegar mis otros hijos de la escuela y atenderles con mi baby en brazos lo juro que es tanto como trabajar en un circo haciendo malabares. Pero bueno espero que al pasar los meses empieza a comportarse mejor ,bueno esas es mi esperanza, saludos.

    1. Aunque dicen que los primeros meses son únicos y que disfrute… yo creo que hasta que el bebé no es más independiente es muy difícil. Solo estás pensando en dormir, descansar, dormir, dormir… Muchos ánimos, seguro que en poquitos meses estamos más tranquilas.¡Un abrazo fuerte!

  6. Personalmente pienso que uno de los aspectos más duro de la maternidad es el de lidiar con la exigencia que nos supone atender a nuestros hijos como merecen día a día sin apenas haber dormido, estando absolutamente agotadas…Después del mes de agosto y habiendo estado 24 horas con mis hijas todos los días, mi marido y yo nos hemos reafirmado que el que los peques vayan a la guardería o pasen tiempo al cuidado de otras personas es vital para los padres. Pienso que si es imprescindible para las madres que trabajan fuera de casa, al contrario de lo que se piensa, esos ratos de desconexión o de poder hacer otras son también fundamentales para las que son amas de casa. De la misma manera que es positivo para la pareja tener tiempo para cada uno y hacer cosas por separado, en cuestión de maternidad creo que es necesario respirar un poco de vez en cuando. Y para nada considero que sea peor madre por eso. Daría mi vida por mis hijas pero necesito mis momentos. Y eso es absolutamente legítimo y necesario, así que no te sientas mal por ello!! La maternidad es uno de los mayores privilegios de los que gozo en mi vida, pero sí, amiga, es difícil, dura y en ocasiones se hace cuesta arriba. Un besazo y a seguir creciendo junto a tu peque.

    1. Estoy contigo. Necesitamos desconectar ¡y a menudo! ¿Sabes qué? Que cuando no era madre y no tenía ni puñetera idea me imaginaba 24 horas de sonrisas y caricias, con paciencia, aguante y siempre pendiente de mi hijo. Ahora que soy madre, veo que eso es imposible. Y si alguien lo puede hacer ¡que me explique el secreto! ¡Un abrazo!

  7. Felicidades por el medio añito! No te sientas mal por nada: todos nos sentimos desbordados en algún momento. Yo, por ejemplo, no sé qué haría sin mis padres, y eso que el niño desde el primer dîa nos deja descansar por las noches. Ahora mismo duerme en mi regazo porque, tras 6 horas durmiendo del tirón, lo hemos despertado para que me vaciara los pechos, y así prácticamente las 27 noches de vida que tiene. Espero que aiga durmiendo tan bien por las noches. Eso sí, durante el día le cuesta mucho dormirse y a veces se resiste a ello y, claro, hay días que lo tengo todo el día al pecho, literalmente. Son días cansados y me agotan tanto física como mentalmente. Son días en los que necesito que me lo “quiten” de encima aunque tenga que oírlo llorara, jeje. Como ves, todas tenemos lo nuestro!

    1. ¡Que difícil es ser madre! Manuel dormía muy bien, pero bien muy bien. Había noches que 9-10 horas del tirón y yo feliz como una perdiz. Ahora esto ha cambiado y yo ya no sé donde meterme. Ni duerme él ni duerme nadie en esta casa. Pero serán etapas, ahora los dientes. Más adelante, otra cosa. ¡Un abrazo fuerte para ti y uno dulce para el pequeñito!

  8. Uffff cómo te entiendo!! mi niño también fue así, llamémoslo intenso, justo a los dos años y medio me dejó descansar un poquito, porque sigue siendo intenso, pero al menos dueeeeermeeeeee.
    Mucho ánimo, todo pasa y llegará la paz jejejeje

  9. Hola Arantxa! mi niña también tiene 6 meses y es un terremoto. Duerme poquísimo, llora intensamente cuando quiere algo o le disgusta otra cosa, a veces no quiere comer o llora porque no coge el sueño. Es una niña “intensa” e inquieta, igual que tu hijo. Pero, sabes qué? cada vez que la miro me alegro mil veces de tenerla en mi vida y cuando me sonríe o simplemente me mira fijamente para observar mi expresión, la que necesita un babero soy yo. Sí, estos niños cansan mucho de la misma intensidad con la que viven, pero es tan bonito ver cómo todo les asombra, les interesa y aprenden mil cosas nuevas al día… que a veces es verdad que se echa de menos tener un bebé tranquilo, pero seguro que las satisfacciones que nuestros terremotos nos dan también serían más “tranquilas” y no tan emocionantes!!

    1. Coincido contigo en que yo también me alegro mil veces de tener a Manuel. Cuando nos acostamos agotados después de un intenso día, lo miro y no puedo estar más contenta. Incluso cuando tiene un día regular, en el que demuestra su carácter, soy feliz. MUY FELIZ. ¡Un abrazo fuerte!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *